sábado, 28 de mayo de 2011

Nuestra Querida Amiga Rocío.

Cuando se viven experiencias vitales extremas, se pierden muchas cosas. En mi caso, perdí montones, pero no es de ellas de las que quiero hablar hoy, así que ni siquiera las voy a mencionar. Con el tiempo, te das cuenta que también has ganado muchas otras. En mi caso, creo que gané una sensación de fortaleza interna que antes no tenía. También gané crecimiento y, probablemente, empatía. Pero lo que nunca se espera obtener en situaciones como la de tener trillizos prematuros y con necesidades especiales, son nuevos amigos. Y, aunque parezca extraño, sí, hemos ganado muchos.

A algunos los conocí en la Neo. A otros me los encontré más adelante, cuando la cuesta se ponía empinada y necesitaba apoyo de madres cuyas experiencias hubiesen sido parecidas a la mía.

A una de ellas, mi querida amiga Sonia ( http://www.mamaterapeuta.cl/ ) la conocí una vez pasada la tormenta, cuando intentábamos ser nosotras mismas quienes apoyábamos a padres novatos en esto de ser "padres especiales". Y junto con ella, conocimos, mis hijos y yo, a su adorable hijita Rocío. Lamentablemente, las vemos poco, por asuntos de tiempo, de trabajo o por simple dejación. Pero nunca las olvidamos, siempre hablamos de Rocío, siempre vemos sus videos (el de botar la torre es nuestro favorito), siempre la llevamos con nosotros.

Mis hijos aprendieron gracias a ella que no se necesita que tu cuerpo responda a la perfección para ser profundamente feliz. Todos aprendimos de ella que vale la pena reír a carcajadas, aunque sea porque alguien recogió una miga de pan que se había quedado pegada a un pantalón (Sí, Rocío se ríe de eso, así de linda es).

Ayer, cuando supe que nuestra amiguita había tenido una convulsión fea y estaba en la clínica haciéndose exámenes, se me apretó el corazón. Me imaginé lo que estaban sintiendo Sonia y Eduardo en esos momentos... se me vinieron a la cabeza tantas conversaciones acerca de la fragilidad de la vida...

Pero Rocío es fuerte. Sólo está enferma, como cualquier niño puede estarlo, y saldrá adelante con una buena dosis de antibióticos. Tal vez sólo quería, con este asusto, recordarnos lo importante que es su vida, para sus papás, para sus familiares y para quienes tenemos la suerte de conocerla y habernos reído a carcajadas a causa de lo contagiosa que es su risa. Nunca se me olvida la primera vez que la escuché reír saltando con mis hijos en la cama élastica... ellos felices y yo mirando desde afuera con los ojos llenos de lágrimas.


Rocío.

11 comentarios:

Jeannette Reyes R. dijo...

Que bello post, un fuerte abrazo a Rocío y a los papis terapeutas.
Jeannette Reyes R.

Catalina de mamatambiensabe dijo...

Natalia... gracias por presentarnos a Rocío, por tus palabras ya sabemos que es una niña muy, pero muy especial! Le deseamos una pronta recuperación...

La vida es frágil, pero nos da la oportunidad de desarrollar nuestra propia fortaleza! Es un regalo único que a veces olvidamos por que nos despitasmos entre los artilugios de la sociedad!.

Un abrazo ♥

Mamá Terapeuta dijo...

Amiga, qué post más lindo, con el lagrimón colgando... :P Te quiero mucho.

Mariela dijo...

Bello post! Escrito de corazón con la empatía que desarrollan
Las personas que han vivido momentos duros con sus hijos.
Felicitaciones a ambas por esta bella amistad!

Mariana dijo...

Malvadas que me hacen llorar! anoche nos acostamos los 4 con el corazon apretadito :(

Marcelo dijo...

Cuando las palabras sobran asoma la emoción en forma de lágrimas...

Gracias por eso Natalia.

Marcelo

Carolina García Gómez dijo...

Gracias Natalia por presentarnos a Rocío desde tu mirada, una niña maravillosay definitivamente una lección de vida.

paulidisautonoma dijo...

Muchas gracias Natalia por expresar tan bien en palabras quién es Rocío, los que hemos tenido la dicha de escuchar sus carcajadas, hace que uno simplemente quiera amarla y ser tan feliz como ella.
Cariños,
Paulina

Andrea dijo...

Que es muy rica esa niña! :) jeje Espero poder conocerlas a ambas si vuelvo de visitas por Chile :)

Vicky dijo...

Preciosas palabras, Los niños son encantadores, Besos para Rocio y para tus tres pequeñines :) y que se vayan luego todos los bichos!

100% Mamá dijo...

Lindo Post.... no tengo la suerte de conocer a Ro en persona, pero si sus videos, y claro que es una niña muy especial y encantadora.....